El peligro de las botellas de plástico

¿Existe un peligro en las botellas de plástico? ¿Es peligroso reutilizarlas como reza en su envase? ¿Los componentes de los que están hechas son seguros?

El peligro de las botellas de plástico

Las botellas de plástico las llevamos a todas partes. Son cómodas y fáciles de transportar. Cuando se terminan las rellenamos con más agua o con otro líquido, aunque en todos los envases recomiendan no hacerlo.

En realidad, nadie asegura al cien por cien si es seguro reutilizar las botellas de plástico, o si es cierto que ese plástico desprende sustancias que son potencialmente cancerígenas. Incluso, seguro que en algún momento has recibido un correo electrónico en el que se aseguraba que beber agua de una botella que has dejado dentro del coche y se ha calentado por el sol, produce cáncer de mama.

Los envases de plástico, según la normativa, están fabricados con materiales que no son nocivos para la salud. Pero en algunos estudios apuntan a la posibilidad de que, al estar fabricados la mayoría de estos envases con Bisphenol A (BPA), pueda filtrarse a través de los líquidos en nuestro organismos por pequeñas fisuras que se forman en la botellas cuando las reutilizamos.

El BPA, se relaciona con cáncer de mama, de útero, incrementa los abortos espontáneos y disminuyen el nivel de testosterona.

Pero el BPA, no son los únicos tóxicos que se encuentran en las botellas. Además se fabrican con tereftalato de polietileno, también conocido como PET, DEHP, PVC polivinilo. Todos ellos son cancerígenos y peligrosos para la salud. Pero los expertos aseguran que las cantidades que nos llegan al organismo son tan pequeñas, que no son perjudiciales.

El problema son los efectos acumulativos, pues no se sabe si serán perjudiciales a largo plazo. Por eso es más seguro utilizar botellas de agua para el agua, porque de esta forma no le añade al agua ninguna sustancia al reutilizarla.

Para los más pequeños, se han comercializado todo tipo de biberones y tetinas con materiales plásticos libres de BPA, según la normativa de la Unión Europea.

Media:
0/10 Sin votos
Tu nota:
Tratamientos de la leche¿Es sano beber leche?
Sin comentarios
Desconectado
Desconectado