Beneficios de dejar de fumar

Dejar de fumar aportará múltiples beneficios a nuestra salud, te los explicamos todos, además de algunas ventajas extra que también mejorarán tu vida

Beneficios de dejar de fumar

¿Estás pensando en dejar de fumar? Si tu respuesta es afirmativa, seguro que te interesa saber cuáles son los principales beneficios de dejar de fumar y cuánto tiempo pasa hasta que el organismo se deshace de las sustancias tóxicas que hemos introducido en él por culpa de un hábito muy poco sano.

Fumar es una adicción nada sana que empeora nuestra salud y está relacionada con enfermedades como el cáncer de pulmón o garganta, además de crear problemas respiratorios. No hay fumador que no conozca los potenciales riesgos, sin embargo, el poder adictivo de la nicotina y la fuerza del hábito de fumar, hacen que dejarlo no sea una tarea fácil.

Sin motivación es imposible abandonar los cigarrillos, pero para aquellos que no tienen las cosas claras, quizá sirva de ayuda conocer los beneficios de dejar de fumar (y para los que se han decidido, seguro que les ayuda a reafirmarse en su buena elección). La American Cancer Society publicó tiempo atrás una línea temporal que enumera los beneficios de abandonar el tabaco, es la siguiente:

Después de...

20 minutos: la presión sanguínea se normaliza.

8 horas: el nivel de monóxido de carbono de la sangre se reduce a la mitad y vuelve a la normalidad.

48 horas: las probabilidades de tener un ataque al corazón se reducen. Toda la nicotina ha sido expulsada de tu cuerpo y tus sentidos del gusto y el olfato van recuperando toda su sensibilidad.

72 horas: tus niveles de energía aumentan y remiten las dificultades respiratorias (menos mocos en garganta, bronquios…). El aliento se vuelve más fresco.

2 semanas: el síndrome de abstinencia físico remite, y se vuelve normal pasar horas sin pensar en fumar. Se reduce el riesgo de trombosis.

1 mes: desaparece la tos. Sigue aumentando la energía y se siente menor fatiga. Los pulmones se vuelven más fuertes frente a una infección.

2-3 meses: la función pulmonar mejora un 5 por ciento.

9 meses: la función pulmonar mejora un 10 por ciento.

1 año: se reduce en un 50 por ciento el riesgo a padecer enfermedades cardiovasculares.

2-3 años: el riesgo de contraer neumonía o gripe son los mismos que los de un no fumador, y continúa bajando el riesgo a un ataque al corazón o una angina de pecho.

5 años: el riesgo a cáncer de garganta, esófago o vejiga se reduce en un 50 por ciento.

10 años: el riesgo a cáncer de pulmón se reduce en 50 por ciento.

15-20 años: el riesgo a cáncer de pulmón, garganta, esófago, etc., es el mismo que el de un no fumador.

Afortunadamente nuestro cuerpo es inteligente y poco a poco irá curando las consecuencias que el humo del tabaco ha dejado en nuestro organismo. Y es que, el tabaco mata cada año a más de cuatro millones de personas, según estudios de la Organización Mundial de la Salud.

Beneficios de dejar de fumar - imagen 2

Sin dudarlo ni un instante, cuidar nuestra salud es el motivo más importante para dejar de fumar, pero eso no implica que también existan otros como mejorar el aspecto de nuestra piel y nuestros dientes, ahorrarnos un dinerito (¿has echado cuentas de cuánto gastas al año en tabaco?) y controlar mejor el estrés (un fumador cree que la nicotina de un cigarro calma su estrés, pero en muchas ocasiones ese nerviosismo se agrava más que nada por el ansia de fumar).

Si te decides, tienes ayudas en farmacias en forma de caramelos o parches, o también puedes probar con los famosos cigarrillos eléctricos que están tan de moda. Lo importante es tener voluntad y estar convencidos del paso que vamos a dar, porque es importante que sea para siempre. Desde aquí, te animamos a que des un giro radical a tu vida y abandones el cigarrillo: todo son ventajas.

Media:
(10/10) 1 voto
Tu nota:
Latigazo cervical: recomendaciones para su rehabilitaciónTendinitis
Sin comentarios
Desconectado
Desconectado