Couchsurfing, una forma de turismo barata y gratificante

¿Conoces el 'couchsurfing'? Alójate gratis en casa de personas con las que contactes a través de la red y conoce gente nueva y sus costumbres

Couchsurfing, una forma de turismo barata y gratificante

El couchsurfing es una forma de turismo barata y gratificante, ¿la conoces? El couchsurfing se basa en un intercambio de hospitalidad entre viajeros y básicamente consiste en dormir en los "sofás" de la gente cuando viajamos. De la misma manera, nosotros podemos ofrecer nuestro sofá o una cama que tengamos libre, para hacer más económica la estancia o el paso de alguien por nuestro país/nuestra ciudad.

Hay que tener claro que en el couchsurfing no se paga por alojarse con las personas que ofrecen su sofá, y por tanto, tampoco cobraremos por ello.

Este tipo de alojamiento es ideal cuando se llega a una ciudad nueva en la que ha de buscarse un alquiler (podemos buscar casa sin necesidad de instalarnos en un hotel), cuando se está de paso y se necesita hacer noche en una ciudad, etc.

Couchsurfing, una forma de turismo barata y gratificante - imagen 2

No es solo el ahorro de dinero. Está claro que lo primero que viene a nuestra cabeza son los euros que ahorramos si nos decidimos a quedarnos en el amable sofá de un extraño por una noche, pero no solo es dinero. Al viajar a un país extranjero, una noche en un piso/casa autóctono nos puede dar más detalles de la cultura del lugar que una semana entera recorriendo sus ciudades. Nos meteremos de lleno en un estilo de vida diferente y tendremos la oportunidad de hablar con nuevas personas a través de las que podremos despejar muchas dudas de nuestro viaje (movilidad, comida, etc.).

Para el couchsurfing no importa la edad pues gente de todas las edades ofrece sus casas, de la misma manera personas de todas las edades pueden dejarse acoger. Quizá una elección sabia es que escojamos a nuestros inquilinos o anfitriones en rangos de edad parecida a la nuestra, o al menos siempre más mayores que nosotros.

A la hora de decidirnos, es importante que nos fijemos en los comentarios que antiguos inquilinos de sofá han hecho en las páginas de nuestros futuros anfitriones: la buena gente  es recompensada con buenos comentarios y puntuaciones, y la experiencia de otros puede ser fundamental para que nos decidamos a dar el gran paso y nos quedemos a dormir en casa de un desconocido: al menos al llegar, al irnos puede ser un gran amigo.

Un último consejo que queremos daros sobre el couchsurfing es que a la hora de crearos perfiles en páginas como CouchSurfing.org, no escatiméis en detalles personales. De la misma manera que vosotros queréis conocer todo lo posible acerca de vuestros anfitriones, estos, también desean saber cosas sobre vosotros, la confianza funciona en dos direcciones.

Media:
(10/10) 1 voto
Tu nota:
Sin comentarios
Desconectado
Desconectado