Alternativas naturales: curar con plantas

En algunas ocasiones determinadas dolencias poco importantes pueden ser tratadas con remedios naturales de plantas medicinales. Descubre algunos aquí

Alternativas naturales: curar con plantas

¿No te has preguntado nunca si alguna de esas pastillas que tomas a lo largo del día podría sustituirse por algún remedio natural?

El insomnio, el dolor de garganta y otros malestares menores pueden curarse con plantas.

  • La valeriana: Tiene propiedades sedantes y su consumo es en infusiones de raíz de la planta. Está indicada en estados de ansiedad, puntuales o crónicos, el insomnio y los espasmos estomacales
  • Aceite de jazmín: Aplicado en la zona lumbar calma los dolores menstruales, en las sienes combate el dolor de cabeza. También es eficaz contra las contracturas musculares.
  • La malva: Sirve para combatir la mayoría de las afecciones de la piel, tales como llagas, granos o picaduras de insectos. También está indicada contra la tos, el dolor de garganta y el tránsito intestinal
  • Aloe vera: Es eficaz sobre picores de cualquier causa, quemaduras, traumatismos y golpes, acnés, desodorante, manchas de la piel, hongos, cicatrices, estrías (previene y las suaviza una vez aparecen), encías inflamadas, herpes, caspa y cabello graso, para las jaquecas y para tratar los nervios. Y estos son sólo algunos de sus usos… También hay quien dice que es un gran potenciador sexual
  • Romero: Hacer vahos ayuda a combatir el dolor de cabeza. Está también indicado para los dolores menstruales. Es un excelente limpiador de cutis, amén de los usos culinarios que todo el mundo conoce
  • Ajo: Tiene propiedades antisépticas, bactericidas, fungicidas y depurativas. Ayuda a bajar el colesterol malo, previene la hipertensión y la mala circulación. En caso de picaduras de insectos, también podemos frotarnos un ajo crudo.
  • Manzanilla: Su uso suele ser en infusión, y es útil para la expulsión de gases, es antiespasmódica, reduce las reacciones alérgicas y las cicatrices en la piel, ayuda a bajar la fiebre y a disminuir el colesterol, favorece la digestión. Tomar un baño de su infusión tiene un efecto relajante
  • Cola de caballo: Está indicado su uso diurético y depurativo (de ahí que se recomienden sus infusiones en muchas dietas). Sirve para fortalecer las uñas, para prevenir la calvicie o tratar el cabello graso. Ayuda a fijar el calcio en los huesos y combate el ácido úrico, la artritis y la gota
  • La passiflora: (flor y fruto de la pasión). Tiene propiedades analgésicas, sedantes, espasmódica, ansiolítica e hipnótica (muy suave). Está indicada entre muchos otros usos para la tos, la migraña, la fatiga, la neuralgia, los espasmos gastrointestinales, etc., pero su uso más común es para tratar el sistema nervioso (es sedante y calma el dolor)
  • Aceite de almedras dulces: Es muy utilizado para el tratamiento de masajes debido a sus propiedades emolientes y antiinflamatorias, además de suavizar la piel sin obstruir los poros (también está indicado para los masajes de los recién nacidos). Proporciona elasticidad a la piel, la nutre y la deja suave. Previene y repara estrías, repara el cabello estropeado y es adecuado para problemas de irritación y alergia por sus efectos calmantes

Estos son unos pocos ejemplos de cómo utilizar las plantas en nuestro beneficio sin tener que recurrir a los medicamentos. La naturaleza pone en nuestras manos un abanico de posibilidades.

Media:
(7/10) 1 voto
Tu nota:
Contraindicaciones de las plantas: cuando las plantas no curan
Sin comentarios
Desconectado
Desconectado