Contraindicaciones de las plantas: cuando las plantas no curan

Las plantas pueden ser muy buenas para combatir dolencias, pero también tienen contraindicaciones que no conocemos. Hablamos sobre malos usos de las plantas

Contraindicaciones de las plantas: cuando las plantas no curan

El uso de plantas para según qué dolencias es muy recomendado pero, como todo, en su justa medida es mejor. No conviene excederse con ellas. Ahora sabrás algo más acerca de esto:

  • La canela: Conocemos su uso en la cocina y como afrodisíaco, pero tomar canela en exceso puede causar en algunas personas alergias o dermatitis y también inflamación en la boca. No se recomienda su uso medicinal en mujeres embarazadas
  • El tomillo: Está indicado para estimular el apetito y curar los catarros, es antiséptico y antiparásito. Entre muchos otros usos, pero está contraindicado durante largos periodos de tiempo; un consumo elevado de esencia de la planta podría causar dolores de estómago, de cabeza, vómitos y mareos. Su uso tampoco está indicado en mujeres embarazadas ni durante la lactancia
  • La hierba luisa: Tiene efectos relajantes, ayuda a expulsar los aires y facilita la digestión, pero está contraindicada si estás tomando antihistamínicos, barbitúricos y benzodiacepinas, ya que puede potenciar sus efectos sedantes
  • La salvia: Tiene propiedades como desinfectante y febrífugo, pero contiene tuyona (principio activo del ajenjo, relacionado con su acción analéptica y convulsionante) por lo que está contraindicado para las mujeres embarazadas y durante la lactancia. En grandes cantidades posee una gran toxicidad sobre el sistema nervioso y hepático, pudiendo incluso causar la muerte
  • Ajenjo (también conocido como absenta): Se utiliza para desinflamar la vesícula, para el dolor de estómago o como repelente de insectos. Su consumo prolongado o su exceso, puede causar trastornos digestivos y del sistema nervioso. En su caso más extremo puede causar la muerte
  • La frángula: Aunque está indicada para regular las funciones intestinales, obstrucción intestinal, hemorroides y dolor abdominal. Es incompatible con tratamientos con cardiotónicos o a base de alcalinizantes. También está contraindicado en el embarazo, la lactancia y en niños menores de dos años
  • El té verde: Previene enfermedades cardiovasculares, reduce el riesgo de cáncer y retrasa el envejecimiento de la piel. Como la mayoría de las variedades de té, contiene cafeína. Tomado en grandes cantidades puede dificultar la absorción de hierro en la comidas
  • La albahaca: Favorece las digestiones y estimula el apetito. También tiene efecto sedante, pero contiene estragol, sustancia que puede tener efectos carcinógenos. Además su consumo excesivo puede causar un efecto narcótico. Está contraindicada en embarazadas, periodo de lactancia y en niños pequeños
  • La caléndula: Tiene propiedades anti-inflamatorias, antisépticas y antibacterianas y está indicada para ciertas afecciones de la piel, aunque al mismo tiempo suele ser causar reacciones alérgicas. Como tantas otras plantas, está contraindicada en el embarazo y la lactancia
  • El ginseng: Estimula el sistema nervioso para corregir problemas de concentración, pero no se deben tomar si tomas aspirinas (analgésicos anti-coagulantes), porque puede producir hemorragias internas

Media:
0/10 Sin votos
Tu nota:
HomeopatíaAlternativas naturales: curar con plantas
Sin comentarios
Desconectado
Desconectado