Qué es y cuándo usar la crioterapia

La aplicación de frío en alguna zona del cuerpo inflamada o dolorida se llama crioterapia. La crioterapia tiene efectos vasoconstrictores y analgésicos

Qué es y cuándo usar la crioterapia

Aunque en un inicio se utilizaba la crioterapia para la sedación (esta técnica se basa en la aplicación de frío en una determinada zona del cuerpo), ahora también se utiliza para el tratamiento del sistema circulatorio y antiinflamatorio, destacándose en los tratamientos para deportistas, ya sea de forma terapéutica o preventiva.

¿Cómo se aplica la crioterapia? Lo importante al utilizar esta técnica es no aplicarla más de treinta minutos en la zona afectada, ya que puede generar un enfriamiento extremo de la zona y no daría el resultado buscado que es el de desinflamar. El exceso de frío puede incluso dañar la piel.

Lo recomendable es aplicar el frío y después dejar un intervalo de dos a tres horas para volver a aplicar el frío en el mismo lugar y, así, sucesivamente. Para realizar el tratamiento, deberemos utilizar una toalla, paño o servilleta que aísle la piel de la fuente de frío, nunca colocarlo de forma directa.

En resumen, la crioterapia es recomendada para:

  • La vasoconstricción, para el tratamiento de traumatismos y problemas sanguíneos
  • Disminuir el dolor, ya que tiene un efecto analgésico
  • Reducir el espasmo en los músculos
  • Disminuir la espasticidad, relajar la zona afectada y quitar el dolor
  • Por su efecto analgésico.

Media:
0/10 Sin votos
Tu nota:
Beneficios de la risoterapiaEl abedul
Sin comentarios
Desconectado
Desconectado