Bañar a tu hijo

Bañar a los pequeños puede convertirse en una odisea. Para hacer este momento del día más llevadero te contamos unos truquitos para bañar a un bebé

Bañar a tu hijo

En ocasiones la hora del baño se convierte en una pesadilla para los padres. Lloros a la hora de meterse en la bañera y más lloros a la hora de salir.

Y es que para los niños la hora del baño no tiene nada que ver con los deseos de los padres. No se trata de higiene, sino de dejar lo que están haciendo para bañarse y después dejar de jugar en la bañera para salir porque ya es la hora. Para hacer ese momento más agradable y que no se convierta en un momento de conflicto puedes:

- Enséñale cómo ha de lavarse tanto el cuerpo como el pelo. Conviértelo en un juego, por ejemplo haciendo primero que ella o él bañe a un muñeco y explicándole como enjuagar bien el pelo, que hay que frotarse bien los pies, etc. Convierte la hora del baño en una rutina más del día. Por ejemplo es lo que hay que hacer antes de cenar y de acostarse. No le preguntes si quiere bañarse y no entrarás en conflicto con él. Al final, lo aceptará como cualquier otra rutina del día.

- Una vez dentro de la bañera, hazle responsable de algo concreto (eres el responsable de la esponja, de echar el jabón en ella, de enjuagarse, de bañar a los muñecos…). Esto les hará sentirse autónomos y responsables.

- No le dejes solo a la hora del baño. Aunque ya pueda bañarse solo, para él será un placer que le acompañes en estos momentos y que alabes todos sus progresos. Si tienes una bañera grande, podéis bañaros juntos sólo por placer un fin de semana o en vacaciones, para que no sea una obligación para él, sino algo que es divertido y agradable.

¿Por qué los niños no quieren bañarse?

  • Principalmente porque tienen miedo.
  • No tiene nada que ver con si les gusta estar limpios o no. Simplemente les da miedo que les caiga el agua por la cara, sumergirse en la bañera, o el agujero del desagüe.
  • En ocasiones un rechazo al baño, también implica un reclamo de atención de sus padres. Quizás no quieran estar solos en la bañera. Acompáñalos y juega con ellos.

Consejos para padres

  • Comprueba tú mismo la temperatura del agua (no debe superar los 37º).
  • No dejes que lo niños manipulen el grifo, se pueden quemar con el agua caliente.
  • Por seguridad, cuando tu hijo se bañe, no le dejes solo ni dejes a su alcance aparatos eléctricos, ni los botes de champú ni gel.

Media:
0/10 Sin votos
Tu nota:
Preguntas frecuentes sobre tu bebéAlimentación de tu bebé: inicio del destete
Sin comentarios
Desconectado
Desconectado