Doulas

Para acompañar a las madres en el recorrido del embarazo, el parto y el postparto existen las doulas, fuente de información y apoyo incondicional

Doulas

Se denomina Doula a la mujer que teniendo conocimientos del trabajo de parto y del nacimiento de bebés, acompaña a la futura mamá durante el embarazo, el parto y postparto.

Es una mujer experimentada en ayudar a traer niños al mundo que, informa y apoya, física y emocionalmente a las mujeres embarazadas. También ayudan a las madres a dar a luz tanto en hospitales como en casa. La principal función de una Doula es hacer ver a la madre el embarazo, el parto y el postparto como algo natural y positivo, para ella y para su familia. Y esto lo hace compartiendo su experiencia y su apoyo cuando lo necesitan las madres.

Las tareas de una Doula durante el embarazo son:

  • Preparar un plan de parto y solventar cualquier duda o temor.
  • Informar a la madre sobre este proceso, el dolor que sentirá, cómo estar preparada para ello y la forma de estar cómoda es esos momentos.

Durante el parto:

  • Acompañar y apoyar cuando la madre lo necesite y darle apoyo emocional.
  • Sugiere formas de soportar el dolor, de hacer el parto más fácil (siempre como apoyo del personal médico).
  • Es los ojos de la madre durante todo el proceso para evitar intervenciones no deseadas.
  • Responde dudas que puedan seguir en cada momento.
  • Crea un entorno agradable y relajado para la madre (vigila la temperatura del lugar, pone música…)
  • Colabora con la matrona en los partos domiciliarios.
  • Ayuda a las madres en el postparto si se les practica una cesárea.
  • Apoya y de seguridad a los demás miembros de la familia.

Una vez en casa (o en el postparto):

  • Ayuda a establecer de forma temprana la lactancia.
  • Ayuda al cuidado de la casa o de los otros hijos que la madre pueda tener para que ésta esté más tranquila y relajada.
  • Mantiene el contacto con la madre para resolver cualquier duda.
  • Puede parecer que una Doula desplaza el papel del padre en todo este proceso, pero realmente no es así. La experiencia ha demostrado que los padres ven con buenos ojos la ayuda de estas mujeres, que les liberan de otras obligaciones, como el cuidado de los hijos, o la casa o de estar todo el día sólo pendiente de lo que la madre puede necesitar. La Doula se convierte en un apoyo imprescindible para la familia al completo.

Diferentes estudios médicos han demostrado que la colaboración de una Doula con la madre:

  • Reduce las cesáreas a la mitad.
  • Reduce la duración del trabajo de parto en un 25 por ciento
  • Reduce en un 60 por ciento la demanda de la epidural
  • Reduce en un 30 por ciento el uso de otros analgésicos
  • Y en un 40 por ciento el uso de fórceps.

Además, en el postparto las madres se muestran menos ansiosas, con menos tendencia a la depresión postparto, mayor confianza a la hora de cuidar a su bebé (sobre todo en las madres primerizas) y mayor facilidad para establecer una lactancia exitosa (un 29 por ciento quien no cuenta con una Doula y un 52 por ciento de quien sí).

En lo que coinciden todas las madres que han confiado en una Doula, es que han quedado mucho más satisfechas y felices con todo el proceso (embarazo, parto y postparto), que aquellas que no lo han hecho.

Media:
0/10 Sin votos
Tu nota:
Consejos para el embarazo y la lactanciaDar a luz en casa o en el hospital
Sin comentarios
Desconectado
Desconectado